23 noviembre, 2007

EFFECTS CORNER:
Oferta de precios y Preproducción


(Artículo original de Scott Squires publicado el 13 de noviembre de 2005)
Traducido al español por Miguel A.S. Cogolludo con permiso del autor.



Este podcast trata de Oferta de precios de Efectos Visuales y Preproducción
Se incluyen en esta discusión Storyboards y animáticas

Transcripción:
Hoy voy a hablar de el inicio del proceso, que incluye oferta de precios y preproducción.

Un estudio o un productor contactará con una compañía de efectos visuales, a la que también se la refiere como una "casa de efectos visuales". Si un productor o estudio tiene una relación con una compañía de efectos pueden llevar el guión únicamente a esta compañía, pero lo más normal es que tengan a 3 o 4 compañías de efectos revisando el guión. A menudo, los estudios tienen un supervisor de postproducción o incluso un jefe de efectos visuales que está involucrado en asegurar que el proceso de postproducción fluye suavemente. Si una compañía de producción está contactando directamente con la compañía de efectos puede que tengan que contratar a un productor de efectos visuales para la propia película. Esto es algo comñun si la película es muy grande y tengan que repartir el trabajo entre varias compañías de efectos.

La mayoría de las veces el productor tendrá el guión de una película a la que se le haya dado luz verde, esté a punto. "Dar luz verde" significa que el dinero ha sido aprobado para hacer la película. A veces, el productor solo necesita una estimación aproximada antes de que proceda a cualquier desarrollo posterior.

En la compañia de efectos, el supervisor de efectos visuales y el productor de efectos revisan el guión. El supervisor de efectos visuales y el productor de efectos son como el director y el productor, pero en el campor específico de los efectos visuales. El trabajo de un supervisor es supervisar el trabajo tanto desde el punto de vista creativo como técnico y asegurarse de que cumple con lo que el director necesita. El productor de efectos visuales está a cargo del presupuesto y el calendario de trabajo.

Se revisa el guión y el supervisor y productor hacen notas sobre lo que piensan sobre el trabajo de efectos. Típicamente, yo etiqueto cualquier cosa que pueda ser un trabajo de efectos y creo una lista. Los detalles sobre lo que el cliente quiere pueden ser mínimos en es estos momentos. El supervisor y el productor se sientan y crean un presupuesto aproximado con una idea aproximada de técnicas y de su experiencia. El siguiente paso es una reunión con el director y el productor de la película pra clarificar exactamente cuál es la visión y qué creen que pueden lograr trabajando con dobles especialistas y efectos físicos. Basada en esta conversación, se revisa la lista de planos de efectos y se crea una nueva estimación aproximada. Es importante enviar estas estimaciones en forma escrita para que no haya problemas de comunicación.

Antes de que se creen nuevas ofertas y sean premiadas, el trabajo tiene que estar muy bien definido. Normalmente los guiones no tienen muchas descripciones detalladas, e incluso cuando lo hacen, el director puede tener otras ideas.

Este es el inicio de la fase de preproducción. Para una gran película, pueden ser de 6 a 9 meses antes de que el rodaje empiece siquiera. Una vez que se inicia el rodaje puede haber fácilmente un equipo de 200 personas o más con un coste mínimo de $ 100.000 o más al día. Cualquier cosa que se pueda hacer en preproducción para acelerar el rodaje real y hacerlo lo más suave posible merece la pena. Como dicen, más vale prevenir....

La fase de concepto

En muchos casos te piden crear algo que no existe así que es crítico llevar el diseño a papel para facilitar las comunicaciones con todos los involucrados. La producción puede iniciar una fase de concepto en la que contratan a una compañía de effectos o tienen a sus propios artistas para crear los diseños. El director de arte de efectos visuales desempeña aquí un papel clave. El director puede no tener una idea clara de la supuesta apariencia de una criatura, un dispositivo o un vehículo, por lo que los artistas crean numerosos bocetos. Usualmente, el primer paso cubre un amplio rango de posibilidades visuales y los artistas pueden también trabajar junto al diseñador de decorados para asegurarse de que están todos en el mismo barco. Si hay un elaborado maquillaje o diseño de vestuario también se procede con ellos y en muchos casos los equipos trabajan juntos. Con un poco de suerte, el director se aclarará sobre qué partes de qué diseños le gustan, y qué diseños necesitan mayor refinamiento. Al final se suelen crear conceptos de color y en algunos casos se crea una pequeña escultura. A esta se le llama a veces una "Maqueta".

Los directores varían mucho en términos de ser capaces de visualizar y comunicar sus ideas. En algunos casos el director puede no saber lo que quiere hasta que lo vea. Esto significa que puedes pasar mucho tiempo haciendo arte conceptual y en algunos casos esto puede continuar bien entrada la producción, lo que puede causar futuras complicaciones.

A veces, durante esta fase de concepto puedo rodar algo de video y hacer esbozos de movimientos para intentar clarificar cómo será el efecto en movimiento.

Hacer Storyboard

El siguiente paso es hacer el storyboard de todas las secuencias de efectos visuales. Se necesita que haya un storyboard o boceto por cada plano que tenga efectos. Si es un plano complejo con un montón de movimiento o acción,entonces se harán multiples viñetas de manera similar a un cómic, excepto porque el formato de todos los planos es el formato de cuadro de la película. Producción puede contratar a un artista para trabajar directamente con él, o pueden tener al artista de la compañía de efectos visuales para que trabaje con el director. Yo siempre sugiero a un director que haga el storyboard de los planos como si todo en ellos existiera. Esto evita que aborde los planos de efectos de manera distinta a los planos de acción real y evita que piense de forma obsesiva en un único efecto.

Puede parecer que el storyboard suprima la creatividad de la escena, pero son importantes por varias razones.

Un único plano puede requerir que un número de departamentos trabajen juntos y que preparen el rodaje de los planos. Con los storyboards y el arte conceptual, el director es capaz de comunicarse fácilmente con cada uno. Una imagen vale más que mil palabras. Sin los storyboars, cada persona podría imaginar los planos de manera muy distinta.

Como equipo de efectos visuales, no podemos presupuestar un plano hasta que veamos lo que el director ve. Una cosa es en el guión establecer la acción como un combate espacial, pero es crítico saber el número exacto de planos. El supervisor de effectos tiene que analizar cada viñeta y determinar el proceso técnico para crear la imagen final. Si un actor está encuadrado de una manera puede requerir una pantalla azul, pero si el plano está encuadrado de otra manera puede requerir rotoscopia o puede ser una sencilla division en pantalla. Un único plano puede requerir una docena de imágenes diferentes, o como lo llamamos nosotros, elementos. Puede que se necesite que una sección sea pintura matte, una toma de los principales actores en el lugar de rodaje, una toma de algunos extras sombre pantalla azul, un modelo filmado con control de movimiento y una criatura generada por ordenador, todosen un mismo plano. Algunos de estos elementos se pueden rodar o crear en el espacio de todo un año, por lo que la planificación es crítica. Una película como Star Wars tiene alrededor de 2000 planos. La mayoría de los planos duran entre 5 y 8 segundos de longitud, desde el punto de vista del presupuesto. En los viejos tiempos. Y uso el término "los viejos tiempos" para referirme a los efectos pre-digitales; una gran película tenía unos 200 planos de efectos.

Animáticas
Si una secuencia es muy compleja, Producción puede querer hacer animáticas. Estas son, en esencia, storyboards animados. Pueden ser tan sencillas como hacer un montaje con todos los storyboards para comprobar el flujo y el tempo de los planos o pueden involucrar elaborados modelos 3D con animación. Los storyboards son buenos para transmitir la composición y la acción básica de la escena, pero las imágenes en movimiento proveen información sobre tiempo y movimiento de cámara. A veces podemos grabar en video maquetas movidas a mano, o hacemos otro tipo de previsualización usando clips de otras referencias.

Tanto los storyboards como las animáticas se usan como guía y punto de inicio entendiendo que algunos de los planos tendrán que cambiar cuando se rueden basandose en las localizaciones y los actores. Es importante no colgarse con las animáticas. A causa de su texturado simple, normalmente no transmiten bien la sensación de velocidad comparada con una imagen de acción real proyectada en una pantalla de cine. También es muy fácil crear planos que no pueden ser rodados en la realidad debido a la velocidad de la cámara u otras limitaciones del mundo real. Algunos directores intentan refinar las animáticas con gran detalle lo que lo hace que todo sea mucho más frustrante para ellos. Deberían ser usadas solo lo justo como para transmitir el concepto del plano.

Una vez que se hayan creado los storyboards es posible crear un presupuesto preciso para la realización de los efectos visuales. Presupuestar es una de las tareas más difíciles en efectos porque aún hay unas cuantas incertidumbres. Yo suelo reunir a los jefes de los distintos departamentos y revisar los storyboards. Cada jefe de departamento proporciona su estimación de cantidad de tiempo que esperan que les lleve hacer la parte de su discicplina en ese plano: animación, pintura matte, composición, director técnico, etc.Idealmente cada uno de ellos hacen una oferta de precios basada en el rendimiento medio de de sus trabajadores. Es fácil ser optimista a la hora de ofertar sobre cuán rápido se debería hacer el trabajoy cómo fluirán todos los planos según lo planeado. La realidad y la experiencia templan rápidamente este impulso. Asimismo, si alguien ha tenido alguna mala experiencia puede "acolchar" sus estimaciones. En cada caso estas desviaciones del objetivo se suman puesto que puede haber varios cientos de planos presupuestados de esta manera.

A la hora de revisar las técnicas que se van a usar, normalmente no es una cuestión de cómo hacer un efecto, sino de qué modo es mejor para esta película en particular. Cada técnica tiene ciertas limitaciones asociadas a ella. Cubriré los detalles de esto en otro artículo.

Como mencioné anteriormente también es común para el estudio pedir ofertas a distintas casas de efectos, así que el presupuesto siempre es algo a tener en cuenta. En grandes proyectos el estudio puede acabar dividiendo el trabajo entre varias casas de efectos. Cuando este es el caso la película tiene normalmente un productor de efectos o coordinador asignado ella para supervisar el proyecto y asegurar que los presupuestos y calendarios de múñtiples casas de efectos están dentro de lo previsto.

La mayoría de las producciones se hacen con un presupesto fijo lo que significa que cualquier sobrecoste sale del bolsillo de la compañía de efectos a menos que el director pida cambios o adiciones a los planos originalmente presupuestados.Parte del proceso de presupuestado es determinar cuánta cobertura se incluye para cambios. En algunos sitios se oferta lo mínimo, lo que requiere que los cambios adicionales requieran una orden de cambio desde producción incluso cuando ocurra el más mínimo cambio. La mayoría de las grandes gasas de efectos intentan incluir suficientes fondos para cubrir las típicas peticiones de ajustes del director.

El tiempo también es tenido en cuenta a la hora de presupuestar. Si no hay suficiente timpo para la preproducción o la postproducción, puede que el equipo tenga que trabajar horas extra. En este negocio el mínimo suele ser unas 50 horas a la semana. Las jornadas suelen ser de 10 a 12 horas y una semana de trabajo puede estirarse a 6 o 7 días, especialmente hacia el final del proyecto. Al final de Star Trek La Película trabajé 90 jornadas de 12 horas del tirón. Puesto que la fecha de estreno está fijada desde el momento en el que se le da luz verde al proyecto, se convierte en una fecha inamovible. Obviamente, esto afecta al presupuesto.

Puede que tengas que hacer un poco de investigación y desarrollo para crear el look que está buscando el director, y puesto que este es un esfuerzo artístico con un director diferente en cada proyecto, la cantidad de tiempo requerida puede ser desconocida. A un director le puede gustar el look de los planos muy fácilmente y otro puede hacer hincapié en algún detalle de un único plano a costa de otros planos.

Durante la fase de preproducción los departamentos de la película están ocupados creando los decorados, vestuarios o otros objetos requeridos para el rodaje. En el lado de los efectos visuales la I+D, investigación y desarrollo, y si se requieren nuevas técnicas, se ruedan planos de prueba. Se pueden construir algunos de los modelos (tanto maquetas físicas como CG). Sólo una nota y es que CG se refiere a Computer Graphics (Gráficos por Ordenador). Los artistas de efectos visuales suelen usar CG en lugar de CGI (Computer Graphics Images) puesto que es más corto y no redundante.

También usamos este tiempo para trabajar con el director de fotografía para asegurarnos de que estamos en sintonía con él. Hablamos sobre la emulsión de la película y el proceso de rodaje puesto que esto puede afectar a cómo se aborden algunas tareas en postproducción.

Según se vaya acercando la fecha de rodaje, el supervisor de efectos visuales sale de exploración técnica con los otros jefes de departamento. Esto puede ser revisar los decorados o volar a las localizaciones donde se rodará la película. El supervisor de efectos trabaja junto al director de fotografía, el supervisor de efectos prácticos y el supervisor de especialistas. Puede que se tengan que hacer algunas revisiones de presupuesto y de storyboard una vez que se haya hecho la exploración técnica.

Preproducción por ti mismo
Incluso si estás haciendo los efectos visuales para tu propia película en miniDV, es importante aprovecharse de la preproducción. Es mejor si haces un simple esbozo o storyboard de tus planos. No tiene porqué ser algo muy elaborado, es solo para que te ayude a revisar lo que has planeado hacer. Cuando lo has esbozado es fácil señalar algunos problemas potenciales en los que puede que no hayas caído antes.

Tienes que imaginar qué técnicas se requerirán para cada plano. Si no has hecho mucho de esto antes, es mejor hacerlo sencillo porque un plano sencillo bien hecho es mejor que un plano complejo pobremente realizado. En la mayoría de los casos una cámara fija hará que el plano sea más fácil de hacer. Esto significa usar la cámara en un trípode y no moverla.

Considera también hacer lo que los profesionales hacen durante preproducción. Pruebas. Si tienes una videocamara tinenta rodar una version simple de tu plano con personas que hagan de actores. Ensaya el proceso del plano con este metraje de prueba para aclararte sobr cómo funciona la técnica. No necesitas finalizar el plano, pero esto te puede ayudar para figurarte cómo rodar mejor las imágenes y cuánto trabajo requerirá en postproducción. Puede que no te cueste dinero pero es importante comprender la cantidad de tiempo requerida. Haciendo una prueba ganarás también en experiencia, así que tus habilidades serán mejor cuando tengas los planos de verdad.

Bueno, esto es todo por hoy. Nuestro siguiente tema será rodar los efectos visuales. Gracias.

2 comentarios:

Groo dijo...

vaya curro te has pegado, felicidades.

Miguel A.S. Cogolludo dijo...

Me parece que es un excelente material. Además, traducirlo me obliga a entender muy bien lo que quiere decir y prestarle mucha atención, con lo cual, también me ayudo a mi mismo. Solo que luego comparto el resultado ;)